fbpx

Mantener una alimentación sana es fundamental en cualquier etapa de la vida, pero durante el periodo de gestación todavía es más importante, ya que es un momento de grandes cambios, tanto a nivel físico como psicológico,  y lo que ingiere la mami es la fuente principal de la nutrición del bebé.

Una dieta saludable debe incluir proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas, minerales y mucha agua, pero durante el embarazo, además, es recomendable incrementar la ingesta de ácido fólico, calcio y hierro porque las demandas de vitaminas y minerales son mayores que en otras etapas de la vida.

Comiendo fruta es posible lograr el aporte adecuado y natural de la mayoría de estas vitaminas y minerales. 

Os hemos preparado una recopilación de las frutas más nutritivas para el embarazo, teniendo en cuenta las vitaminas y minerales que aportan.

FRUTAS RICAS EN ÁCIDO FÓLICO

Fresas: son una excelente fuente de vitaminas del grupo B, entre las que estaría el ácido fólico, además son especialmente ricas en vitamina C, que fortalece el sistema inmunitario y ayuda a la absorción del hierro, y tienen un alto contenido en magnesio, potasio y vitamina K, que ayuda a conservar los huesos fuertes.

Frambuesas: además de ácido fólico, aportan calcio y potasio y tienen un alto contenido en fibra y vitamina C. También ayudan a prevenir la aparición de las molestas cistitis, enfermedad común durante el embarazo.

Arándanos: Poseen un alto contenido en fibra, vitaminas A, C, B1, B2, B6, E y minerales como el hierro, magnesio, calcio o fósforo. Y, como las frambuesas, son un remedio natural para prevenir las infecciones urinarias.

Papayas: Contienen 10 veces más vitamina C que las naranjas y 5 veces más que un kiwi. Como ya hemos comentado, esta vitamina favorece la absorción del hierro. Además tienen una enzima, la papaína, que facilita la digestión de las proteínas de los alimentos. Por eso resultan muy apropiadas para tratar los incómodos ardores de estómago, frecuentes en el embarazo por la presión del útero sobre el aparato digestivo.

FRUTAS RICAS EN CALCIO

Higos: son ricos en antioxidantes y poseen altas cantidades de hierro, potasio, calcio y vitamina C. Resultan de gran ayuda para combatir el estreñimiento típico que se produce durante la etapa de gestación, esto es debido a su alto contenido en fibra.

Manzanas: gracias a su alto contenido en calcio previenen la aparición de calambres, una molestia muy típica durante el embarazo, y son unas frutas perfectas para mantener el cuerpo hidratado, ya que poseen una gran cantidad de agua. Además, son una excelente fuente de fibra, resultando de gran ayuda para prevenir el estreñimiento.

Plátanos:  poseen un alto contenido en fibra, calcio y potasio, lo que ayuda a regular la tensión arterial y a evitar los calambres. También son ricos en vitaminas A, B, C y E. Y gracias a su alto contenido en hierro colaboran a  evitar la anemia.

FRUTAS RICAS EN HIERRO

Ciruelas: gracias a su alto contenido en potasio, calcio, hierro y magnesio ayudan a prevenir la aparición de anemia. También son muy ricas en vitaminas A y C. Pero estas frutas, sobre todo, son muy beneficiosas por su alto contenido en fibra, actuando como un laxante natural.

Melocotones: poseen un aporte calórico muy bajo, por lo que resultan unas frutas perfectas para mantener un peso saludable durante el embarazo. Contienen potasio, fósforo, magnesio y hierro, lo  que las convierten en un buen diurético (potasio) y antianémico (hierro). También son unas frutas ricas en yodo ¡fundamental en esta etapa!.

Esta es una pequeña selección de las frutas más nutritivas para el embarazo. Ten en cuenta que, en general, cualquier fruta es una excelente fuente de vitaminas y fibra, y recuerda consumir frutas de temporada, ya que al recogerse en su punto óptimo de maduración, resultan más sabrosas y su contenido en vitaminas es mayor.